Desde mi Trinchera… Alejandra Yáñez Rubio

Iniciativa GRINCH: La Corte Vs. La Navidad

Veracruz, Ver., 14 de junio de 2023.- El 13 de junio de 2023, representantes de la sociedad civil junto con integrantes de agrupaciones católicas, evangélicas, presbiterianas y de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos días nos presentamos ante los medios de prensa de Yucatán para dar una postura respecto al proyecto de sentencia del ministro Juan Luis González Alcántara Carrancá que estipula prohibir toda representación del “nacimiento de Cristo” en espacios públicos. Se sentía un ambiente de compromiso, amistad y de preocupación general por la amenaza a las libertades individuales. El extremo laicismo de algunos ministros de la Suprema Corte amenaza no sólo con limitar nuestra libertad religiosa sino con desdibujar nuestros usos y costumbres. Debemos estar atentos de aquellas propuestas de funcionarios que ponen en riesgo nuestros derechos y nuestra cultura. Hoy más que nunca tenemos que tener claro que es nuestro derecho y nuestra obligación defender nuestras raíces.

Voy a explicar el caso del amparo de Chocholá. Un joven que “vive” en dicho municipio, interpuso un amparo en contra del Ayuntamiento por la colocación de un nacimiento de Jesucristo en las áreas públicas. En su demanda, dice que la “colocación del nacimiento” viola el estado laico y que se sentía “discriminado” ya que él no era católico. El Juez de Distrito sobreseyó el amparo (es decir, lo dio por cerrado) debido a que los adornos ya habían sido retirados por el municipio. Sin embargo, este joven, cuya intolerancia religiosa no le permite entender que la navidad también es un fenómeno cultural, interpuso un recurso de revisión, el cual fue “atraído” por la Primera Sala de la Corte en enero de 2022.

El primer proyecto de sentencia del Ministro González Alcántara era muy adverso a las libertad religiosa. A finales de ese mismo año, se pospuso la discusión del proyecto debido a la gran presión social. A principios de junio de 2023, se dio a conocer el nuevo proyecto de sentencia del Ministro González Alcántara, el cual determina la prohibición a toda autoridad para utilizar recursos económicos y espacios públicos en la instalación de nacimientos de Cristo. El problema de la sentencia es que contiene varios errores de argumentación, los cuales no deben quedar como precedente en nuestro marco normativo. Éstas son las falacias e incongruencias:
1. El nacimiento no es un acto de dominación ideológica que favorece únicamente al catolicismo. El nacimiento también es utilizado por otras religiones e incluso por no creyentes, ya que el nacimiento no solo es una representación de un hecho histórico, no sólo es una práctica religiosa, también es una apropiación cultural.
2. Un estado laico permite el florecimiento de todas las religiones, no las limita. El proyecto contiene una grave contradicción cuando afirma en el numeral 56, que el estado debe ejercer el “laicismo” y despues reconoce que el Estado “como entidad laica debe garantizar la protección del derecho fundamental de convicciones..” Es necesario aclarar, que la contradicción está en los conceptos de laicidad y laicismo. Nuestro país debe practicar la laicidad, que es el mutuo respeto entre las Iglesias y el Estado, no el laicismo, que es la hostilidad e indeferencia contra todas las religiones.
3. El ministro González Alcántara afirma que esta prohibido que el gasto público se dedique a actos que tengan como finalidad promover una religión. Sin embargo, el nacimiento no es un acto evangelizador católico, es también una representación cultural. Razón por la cual no es incorrecto la instalacion de éstos en área públicas, con recursos públicos, así como también se colocan esferas, duendes y árboles navideños.
4. Es incorrecto el argumento que establece que el nacimiento contribuye a la dominación ideológica y que personas como el quejoso, están subordinados a un “nivel holista de lo colectivo”. Los nacimientos no violentan la libertad religiosa de los no creyentes ya que no se les obliga a mirar, ni a participar en las creencias. Contrario a lo dicho en el proyecto, la colocación del nacimiento no tiene como propósito evangelizar a nadie, sino a conmemorar un hecho histórico.
5. Falsa es la aseveración del último párrafo de la página 56 que asegura que los nacimientos no han sido objeto de apropiación cultural. ¿Si esto fuera verdad, entonces porque familias no practicantes colocan nacimientos en sus hogares y negocios? ¿Por qué se venden las figuras de los nacimientos en todos los mercados, bazares y centros comerciales?

Hay muchos errores que llevan a la conclusión del ministro González Alcántara, quien al parecer, su intolerancia a lo religioso le hace ignorar que no es correcto limitar la libertad religiosa de los mexicanos, que los nacimientos son parte de nuestra cultura y que el egoísmo y extrema sensibilidad de un quejoso, está amenazando con desdibujar los usos y costumbres de todo un pueblo.

El quejoso recientemente escribió que había decidido desistirse del amparo debido a las amenazas y mensajes de odio en su contra. Lamentamos mucho que la esté pasando mal, pero también es importante reflexionar que cuando las imposiciones personales amenazan la cultura de un país entero, no se puede esperar que nos aplaudan. Sin duda, habría que recordar la frase del masón Benito Juárez: el respeto al derecho ajeno, es la paz.