Claroscuros… José Luis Ortega Vidal

* Sobreviven cuatro, pero no hay respuesta: ¿Cómo frenar el descuartizamiento de México?

Acayucan, Ver., 23 de agosto de 2023.- (1) El seis de septiembre podríamos contar con dos candidatas presidenciales: Xóchitl Gálvez del Frente Amplio por México y Claudia Sheinbaum de MORENA y anexas…
El PAN cerró filas en torno a la senadora hidalguense y el PRI apenas levantó la ceja tras el retiro de Santiago Creel.
Democracia engañosa la del FAM, pero menos grave que el dedazo del cual surgirá el nombramiento de la ex jefa de gobierno de la ciudad de México.
Sigue la duda: ¿Y Marcelo Ebrard?
(2)
En lo particular insisto en ubicar la respuesta a esta pregunta en la analogía de la garnacha, la manteca y los chiles: si hay chiles picosos y manteca caliente, habrá rompimiento con MORENA y una segunda candidatura opositora fuerte.
Si los chiles no pican y la manteca no pasa de tibia, estaremos ante un ridículo histórico y repartición anticipada de un potencial pastel guinda.

(3)

Durante varios lustros, Andrés Manuel López Obrador engañó a seguidores y votantes que confiaron en su lucha electoral –fue mi caso-.
AMLO se dijo demócrata, armó un discurso permanente pro construcción democrática en México y durante los cinco años que lleva en el poder develó una de las facetas esenciales de su verdadero rostro político: no es demócrata, es un hombre de poder autoritario.

(4)
Ser o no ser demócrata no es un tema menor: desde la democracia se alimentan el régimen y el sistema político.
Desde la democracia se determinan rumbos de desarrollo y de justicia social.
Desde la democracia se construyen modelos macroeconómicos eficientes cuya ausencia pesa cuando no existe la democracia.
(5)
Los dos modelos macroeconómicos exitosos en el México del siglo XX transcurrieron durante las décadas de los 40s, 50s y 60s, cuando nuestro país vivió su primera etapa de presidentes civiles, luego de gobiernos militares producto de la Revolución de 1910; Manuel Ávila Camacho fue el último General en la presidencia, entre 1940 y 1946.
Me refiero a los modelos de Sustitución de Importaciones y Desarrollo Estabilizador.
Los de Miguel Alemán Valdés, Adolfo Ruiz Cortines, Adolfo López Mateos y Gustavo Díaz Ordaz no fueron sexenios democráticos.
Dichos gobiernos, empero, protagonizaron casi tres décadas de transición entre un país que vivió la Revolución armada de 1910-1917 y la Guerra Cristera de 1926-1929, a un país pacificado y con los primeros reclamos pro democracia desde la sociedad civil.
Debemos reconocer la consolidación del andamiaje institucional en México durante aquellos gobiernos donde la paz empezaba su papel convertida en gobierno.

(6)
Lázaro Cárdenas es reconocido como un Presidente de nivel histórico por haber contribuido a la estabilidad política -sin más choques violentos entre militares- al tiempo de consolidar la Reforma Agraria y recuperar para el Estado la rectoría sobre el petróleo, recurso natural clave en la riqueza del país.
(7)

Con altibajos como la corrupción creciente, la consolidación de la neo oligarquía surgida de la Revolución, el abandono al campo que Cárdenas impulsó, el periodo que surge con el alemanismo y concluye con Díaz Ordaz en 1970 tuvo en Ruiz Cortines a un brillante administrador y en Antonio Ortiz Mena a un ejemplo internacional de manejo financiero.
Ortiz Mena fue director del IMSS durante el sexenio de Ruiz Cortines y secretario de Hacienda con López Mateos y Díaz Ordaz.
El llamado milagro mexicano, con un crecimiento de 6.6 por ciento anual de la economía nacional y una inflación del 2.2 por ciento, tiene autoría con nombre y apellido: Antonio Ortiz Mena.
El exitoso periodo referido fue dominado por el PRI en el poder y no fue democrático.
¿Por qué?
Pregunta importante: acaso por la ausencia histórica de una vocación democrática en México y la imposibilidad de construirla durante un periodo tan breve.
(8)
Entre 1970 y el año 2000 el país se derrumbó económicamente y la democracia siguió sin aparecer.
Apuesto a la hipótesis de que un modelo macroeconómico exitoso no puede permanecer mucho tiempo dentro de un régimen político antidemocrático, como fue la llamada dictadura perfecta.
(9)
Los reclamos democráticos nos remiten al siglo XIX, pero con Francisco I. Madero la Revolución arrancó bajo su lema: Sufragio Efectivo. No Reelección.
(10)

Andrés Manuel López Obrador se dice maderista y la 4T alude a las figuras de Miguel Hidalgo, Benito Juárez y Madero.
AMLO, por tanto, se visualiza a sí mismo como el cuarto prócer de México.
Sin embargo, algo no cuaja: López Obrador no es demócrata y su patético espectáculo de las corcholatas así lo demuestra.
(11)
Es muy importante dejar de ver al presidente López Obrador como un eje alrededor del cual se desenvuelve la historia del país.
No es así.
Alrededor de AMLO se desenvuelven la mañanera, MORENA y las corcholatas, pero el país es un poco más grande, más importante, más trascendente, más complejo y de un peso histórico ligeramente mayor a las tres horas cotidianas de manipulación mediática.

(12)
Xóchitl y Beatriz, Claudia y Marcelo, no constituyen el tema de fondo del país.
(13)
Todos ellos representan figuras públicas, partidos políticos, grupos de poder en disputa por asumir el control gubernamental durante los próximos seis años.
Y ya.
(14)

Por encima de todos ellos y de AMLO está México, con sus más de 127 millones de ciudadanos, su historia y su lugar en el mundo.
(15)
Por encima de la lucha grotesca por cargos públicos y las carretadas de poder y dinero que ello implica, están temas de fondo: Régimen Político, Sistema Político, Modelo Macroeconómico.
Debemos analizar las ofertas de quienes finalmente queden en la boleta electoral presidencial.
¿Cuál es su visión y propuesta en materia de régimen y sistema político?
¿Cuál es su visión y propuesta en materia de modelo macroeconómico?

(16)
Anoche trascendió la separación del gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez, de Movimiento Ciudadano, un partido propiedad del “cábula” Dante Delgado Rannauro.
(17)

Es destacada la postura de Alfaro Ramírez por varios elementos dentro de la circunstancia y coyuntura que vive México:

– Aún no aparecen los cinco muchachos de Lagos de Moreno…
– No conocemos todavía la identidad de los 13 (o más) cuerpos descuartizados y congelados en Poza Rica, aparecidos días atrás.
Jalisco y Veracruz son tema relevante por sus tragedias.
Aunque reitero: ni el gobernador de Jalisco, ni el senador y ex gobernador veracruzano, ni su partido convertido en negocio personal, implican trascendencia histórica alguna…

(18)
¿Cómo frenar el descuartizamiento de México?
(19)

Esta es una pregunta que deben responder los aspirantes a gobernarnos.
(20)
Que se acusen de corruptos unos y otros no representa novedad alguna.
Ya sabemos que todos lo son y no dejarán de serlo.
(21)
Soluciones -señores y señoras-: democracia, seguridad, eficiencia macroeconómica, inflación que se refleje en el bajo precio de los huevos; los que se comen…