La Contraparte. . Óscar Pedro Reyes Castelán

0
42

* El negocio de los parquímetros

Veracruz, Ver., 26 de septiembre de 2022.- Los parquímetros resultaron ser el gran negocio, no solamente para la empresa concesionaria, también para las autoridades municipales de los últimos 15 años. A ciencia cierta, sólo la empresa Zeus Monitoreo Vial y su dueño Raúl Arroniz, es quien conoce los ingresos obtenidos del pago de estacionamiento en la vía pública de Veracruz y Poza Rica, no hay transparencia, los tickets que se obtienen de las máquinas despachadoras carecen de validez fiscal, y por lo tanto, debe sospecharse también que existe evasión a la hacienda federal. Hay tres mil aparatos instalados en el puerto, y casi todos, por lo regular, son ocupados durante 12 horas del día; si sólo se ocuparan 6 horas cada uno, en esos horarios, se obtendrían 48 pesos al dia de cada uno de ellos, 144 mil pesos en un día por la suma de todos, cuatro millones 320 mil al mes y 51 millones 840 mil al año, es decir, en 15 años, se habrían obtenido 777 millones 600 mil pesos, en total. Pero resulta que los reportes de ingresos oficialmente, en 14 años, fue de 192 millones 366 mil 986 pesos, apenas poco más de una cuarta parte de lo que resultan en sumas sencillas. De ese ingreso, un 32 por ciento es para el municipio, aparte del importe de las multas, que debe o debió destinarse al mejoramiento del Centro Histórico de Veracruz, caso del puerto que sigue igual de deteriorado, y la zona centro en Poza Rica. En la ciudad heroica la concesión vence este año, en noviembre, y en Poza Rica el Cabildo de ese Ayuntamiento la acaba de extender hasta 2025. El asunto es que la alcaldesa jarocha, Patricia Lobeira Rodríguez, no va a renovar ese contrato a Zeus, ahora los parquímetros los administrará directamente el Ayuntamiento, como lo hacen Córdoba y Orizaba, y está en su derecho, de acuerdo con la ley. Sin embargo, hay amplios sectores de la población que se hartaron de los abusos de la empresa propiedad del concesionario Huerta y no quieren más parquímetros, por más que las autoridades señalen que ayudan a reordenar la movilidad en la zona comercial del centro. Es, aparte de molesto, una calamidad pagar multas por ocupar un espacio de la vía pública. Esos abusos, no van a desaparecer con el sólo hecho de pasar de manos de un particular a manos del gobierno, es lo más probable. Otro asunto, que debería ser motivo de una amplia investigación, es la denuncia pública que hizo la regidora Virginia Roldán Ramírez, quien denunció que con motivo del retiro de esta concesión a la empresa Zeus, se pretende crear otro fideicomiso, con un consejo de administración designado a modo, para continuar el desvío de recursos que ha habido en los últimos años, no sólo de los recursos provenientes del ingreso de parquímetros, sino de otros, dice ella que 200 millones, de la empresa de luminarias, otros 300 millones del GrupoMAS que no entran al municipio, y 60 millones de un outsourcing que dispersa 780 millones de nómina de confianza, en total más de 700 millones por año, y ahora pretende esta administración municipal “echar mano de más de 150 millones por año de los parquímetros, bajo el engaño de que son para el Centro Histórico”. Mucho dinero de por medio en presumibles negocios que se han hecho al amparo del ejercicio de la administración pública municipal. Habrá que estar muy atentos a lo que diga el Órgano de Fiscalización Superior (ORFIS), responsable de vigilar el manejo de los recursos públicos.
Escriba a opedro2006@gmail.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí