En 2030 tendremos el primer auto climáticamente neutro, el Polestar 0 pretende no contaminar ni cuando lo conduzcan, ni cuando lo fabriquen

0
4

Aleyda Ángel/xataka.com.mx

Ciudad de México, 07 de abril de 2021.- Cuando una automotriz anuncia que construyó un eléctrico cero emisiones, significa que, para compensar las emisiones generadas durante su producción, realizó esfuerzos e inversiones como plantación de árboles, por ejemplo.

Sin embargo, hoy, Polestar, la división de autos eléctricos de Volvo, anunció que se encuentra desarrollando el primer auto climáticamente neutro que eliminará todas las emisiones durante toda la cadena de suministro y producción, sin la necesidad de ningún tipo de proyecto de compensación.

El proyecto se llama Polestar 0 y estará listo para 2030, cuando salga de la fábrica con una huella cero carbono. Para lograrlo, Polestar utilizará un diseño circular que incluye baterías circulares, materiales reciclados y energía renovable en toda esa cadena de fabricación.

“Como fabricante de automóviles eléctricos, no tenemos que preocuparnos de que los motores de combustión produzcan emisiones tóxicas, pero eso no significa que nuestro trabajo esté hecho. Ahora debemos centrar todos nuestros esfuerzos en reducir las emisiones en la cadena de suministro y en la producción de nuestros automóviles”, comentó Fredrika Klarén, jefa de Sustentabilidad de Polestar.


Aunque Polestar ya vende autos eléctricos, todavía genera emisiones provenientes de extraer materiales para las baterías, refinar estos materiales y de la construcción de todo el vehículo.

Uno de los requisitos para lograr un auto verdaderamente cero emisiones, es la implementación de una política de transparencia total, por lo que Polestar publicará en su sitio web, a partir de ahora, una declaración de sostenibilidad de producto para todos sus modelos, comenzando con la divulgación de la huella de carbono.

Esta decisión ayudará a que, con el tiempo, se incorporen más políticas para la utilización de materiales reciclados y renovables para la construcción de los choches. A esto se suma que la fábrica de Polestar en Chengdu, China, es una que funciona con electricidad 100% renovable.

De acuerdo con el Informe especial sobre el cambio climático y la tierra de la ONU, la plantación de árboles para compensar las emisiones de carbono que genera la fabricación de autos, no es sostenible a largo plazo pues significa utilizar demasiada tierra y no se conoce bien la capacidad de almacenamiento de carbono de los bosques y los suelos. Además, nada asegura que esos árboles no sean talados o consumidos por un incendio forestal después.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí